Inicia sesión

Ngondro. Las prácticas fundamentales del budismo tibetano

A algunas personas ―según me han comentado― les pasa lo mismo con la palabra ngondro que con las palabras karma e impermanencia, cuando la escuchan se asustan y salen corriendo en dirección opuesta. Esto es debido, en la mayoría de los casos, a los cambios que esta práctica puede significar en nuestra vida.

Antes de entrar en shock o huir, deberíamos ser valientes e investigar más a fondo de qué se trata, ya que el ngondro nos brinda una oportunidad maravillosa e invalorable de profundizar en el Dharma. Dicho esto, no es para tomárselo a la ligera ya que ―para aquellos que así lo deseen― significará un gran cambio… como diría el ven. Khenpo Rinchen Gyaltsen, un gran salto evolutivo. 

Al igual que muchos aspectos del mantrayana, el ngondro no será para todos, y todos tendremos, como siempre, bastantes excusas para convencernos de que nosotros somos uno de esos de los que “no es para todos”. Pero si te crees un practicante genuino, si te identificas con el camino budista y, sobre todo, si eres valiente y te encantan los retos, entonces adelante, sigue leyendo, ya sabes que no hay garantías.

 

Contenidos

  1. ¿Qué es el ngondro?
  2. Los preliminares comunes o generales
    1. La preciosa vida humana
    2. La impermanencia
    3. El karma
    4. Los defectos del samsara
  3. Los preliminares no comunes, especiales o extraordinarios
    1. La secuencia sakya
    2. Referentes para inspirarnos
  4. ¿Para quién es el ngondro?
  5. Cómo afrontar dificultades y dudas
    1. Desmotivación
    2. Distracciones
    3. Falta de tiempo
    4. Dudas sobre la eficacia
    5. Resistencia emocional
    6. Comparación con otros
    7. Fatiga física y problemas de salud
  6. ¿Cuánto tiempo necesito para terminar las acumulaciones?
  7. La vida después del ngondro
  8. ¿Te animas a emprenderlo?

 

1. ¿Qué es el ngondro?

El ngondro es un término tibetano que significa “aquello que va antes”, y de ahí la traducción habitual como

“preliminar”. En todas las tradiciones del budismo tibetano ―Ñingma, Sakya, Kagyu y Guelug―, antes de abordarla última etapa del mantrayana o vajrayana, los debutantes deben entregarse a esta serie de prácticas “fundamentales” o “cardinales” que sirven de base sólida al camino espiritual que nos conducirá a la liberación y a la iluminación. Debemos diferenciar entre los preliminares comunes o generales y los no comunes, especiales o extraordinarios.

 

2. Los preliminares comunes o generales

Estas prácticas se refieren a unas meditaciones que son compartidas tanto por las escuelas del sutrayana ―que abarcan las enseñanzas del jinayana y del majayanacomo del mantrayana. Se corresponden con las cuatro reflexiones cuyo propósito es abrir la mente hacia el Dharma.

a. La preciosa vida humana

La primera contemplación es sobre la preciosa vida humana que tenemos ahora mismo en nuestras manos y cómo damos por sentado que es normal tenerla. El Buddha en una de sus enseñanzas dijo a sus discípulos: “Imaginad que en un profundo e inmenso océano flota una argolla de oro, y que en el fondo de ese océano vive una tortuga que sube a la superficie una vez cada cien mil años. ¿Cuántas posibilidades habría de que introdujera su cabeza dentro de la argolla?”. La cantidad de condiciones que deben reunirse para lograr nuestra existencia presente son incalculables, pero no solo eso, sino que, una vez obtenida, nos sirve en bandeja la posibilidad de alcanzar la iluminación. 

b. La impermanencia

La segunda contemplación es la impermanencia, un principio esencial en el budismo, que también podemos observar en nuestro día a día. Todo lo unido se va a desunir en algún momento, todas las cosas formadas por partes se van a desintegrar, ya que están sujetas a cambios, decadencia y, finalmente, descomposición. Por mucho que nos cueste aceptarlo, si somos capaces de reflexionar sobre ello con una mente abierta, descubriremos que la impermanencia es una fantástica oportunidad para reajustar nuestras prioridades y dedicarnos con más ahínco al Dharma.

c. El karma

La tercera contemplación es sobre el fascinante karma. Karma quiere decir acción, y cualquier tipo de acción que hagamos ―sea de cuerpo, palabra o mente― tendrá una consecuencia o un resultado en concordancia con la acción realizada. Ley de causa y efecto. 

Según el budismo, cada uno de nuestros sucesivos renacimientos quedará condicionado por lo que hayamos hecho en esta vida y en las pasadas, por lo tanto, una vez más tenemos una preciosa y rara oportunidad para involucrarnos en actos virtuosos, sembrar semillas blancas y ser los arquitectos de nuestro futuro.

d. Los defectos del samsara

Por último, la cuarta contemplación considera los defectos de samsara, el brillo de samsara. ¿Cuántas veces nos hemos conmovido al adquirir una casa nueva, un coche nuevo, un novio nuevo y hasta un nuevo color de pelo? ¿Cuánto tiempo dura esta “emoción”? ¿Cuánto tiempo tiene que pasar hasta que caigamos en la cuenta de que la casa trae consigo un montón de gastos e impuestos o de que el coche está empezando a fallar o de que el novio no es lo que yo creía o de que tendré que volver a cambiarme el color de pelo porque él que parecía tan majo me ha dicho que me hace muy mayor?

Todas estas cosas fútiles son únicamente causas de nuestro sufrimiento, debemos abandonar la incesante búsqueda de la felicidad mundana y esforzarnos por lograr la felicidad genuina que produce libertad, paz y gozo, la iluminación para el beneficio de todos los seres.

Tal y como dijo el Buddha, ni estas cuatro contemplaciones ni ninguna de sus enseñanzas se deben creer a pies juntillas ni con una fe ciega. Hay que estudiar, reflexionar y meditar sobre ellas.
 

3. Los preliminares no comunes, especiales o extraordinarios

En la Tradición Sakya, los preliminares no comunes consisten en seis meditaciones que cumplen una misión particular, transformando nuestro cuerpo, palabra y mente en un recipiente apropiado para aprovechar las enseñanzas del vehículo del mantrayana. Aunque estos están incluidos también en los ngondros de las diferentes tradiciones tibetanas, cada una los engloba de forma ligeramente distinta.

Cada una de estas poderosas prácticas se lleva a cabo 100.000 veces. En realidad ―y para asustarnos un poco más―, son en total 111.111 veces individualmente. Es decir, 100.000 + el 10% + el 10% del 10%. Y, ¿por qué? Pues la respuesta es muy simple, ¿estamos en condiciones de afirmar que durante las primeras 100.000 hemos estado totalmente enfocados en lo que hacíamos?, ¿verdad que no? Pues este 10% cubre esas distracciones, y el otro 10% cubre las distracciones de las distracciones. Está claro, ¿no?

Este número no debe verse como un inconveniente, sino como una ventaja a la hora de trabajar con las resistencias, limitaciones y debilidades de la mente, ya que el conjunto de ellas nos ayudará a purificar las negatividades y a acumular el mérito necesario para dedicarlo al beneficio de todos los seres. Por si todo esto fuera poco, estas meditaciones crean impresiones positivas en nuestra mente, logrando estados de dicha y eliminando los sufrimientos presentes y futuros.

a. La secuencia sakya

Consiste en:

1) Refugio

Todos los practicantes budistas se refugian en Las Tres Joyas o Buddha, Dharma y Sangha. Bajo su guía, esta práctica nos afianza en el camino. Sin embargo, en el mantrayana, solo después de recibir una iniciación mayor, el refugio incluye un cuarto elemento, el Gurú, quien por su gran bondad, nos permite recibir directa y fidedignamente las enseñanzas y bendiciones del Buddha.

2) Bodhichitta

Generamos la aspiración del bodhisattva la bodhichitta―, una mente altruista y compasiva que se preocupa por el bienestar de todos los seres sintientes, es decir, la mente de la iluminación o la mente del despertar, la causa extraordinaria de lograr el estado de budeidad.

3) Postraciones completas

Estas incluyen los cinco puntos de contacto con el suelo rodillas, manos y frente―. Simbolizan la ofrenda de los cinco agregados y su purificación. Este preliminar reduce el orgullo y limpia las impurezas del cuerpo. 

4) Vajrasattva

Para poder alcanzar nuestro objetivo la iluminación completatenemos que purificar las negatividades kármicas y las obstrucciones mentales como la ira y la aversión acumuladas a lo largo de las vidas, las faltas y, especialmente las transgresiones de los votos y compromisos ―sobre todo del vajrayana, los samayas. Conseguiremos todo ello a través de este preliminar que incluye los cuatro poderes correctivos y la recitación del mantra de cien sílabas de Vajrasattva, que se dice disipa las enfermedades.

5) Ofrenda de Mandala

La ofrenda de mandala es la forma más eficaz para acumular mérito y sabiduría. Para este preliminar será beneficioso tener conocimientos previos de los elementos del altar budista y de cómo preparar las ofrendas, además del ashtamangala o los ocho símbolos auspiciosos. Y, ¿ qué mejor manera de lidiar con nuestro apego que ofreciendo todas las riquezas mundanas que podamos imaginar?

6) Yoga del Gurú o Guruyoga

Por más que queramos realizar la naturaleza de la mente mediante explicaciones, ejemplos, razones lógicas o similares, solo es posible lograrlo a través del mérito y de las bendiciones del Gurú, que recibimos rápidamente con este preliminar.

En la Tradición Sakya se enumeran las seis prácticas preliminares individualmente, pero los maestros pueden modificarlas y diseñarlas específicamente para cada uno de sus estudiantes. Por lo tanto, seguir sus instrucciones al pie de la letra es indispensable.

b. Referentes para inspirarnos

Ahora que tenemos todo más claro, para animaros quiero contaros que hay maestros cuyo ejemplo es excepcional.

En nuestra tradición tenemos a Gaton Ngawang Lekpa (el harapiento) (1864-1941) que dedicó un año entero a meditar exclusivamente en la impermanencia, y doce años a los preliminares no comunes llegando a acumular:

•  4,1 millones de postraciones recitando la alabanza a Sakya Pandita
•  2,4 millones la toma de Refugio y Bodhichitta
•  1,8 millones de mantras de Vajrasattva
•  1 millón de Ofrendas de Mandalas

O Tsongkhapa (1357-1419), el gran maestro de la Tradición Guelug, quien con ocho de sus discípulos realizó un retiro de cuatro años durante el cual cada uno de ellos acumuló 3.500.000 postraciones y 1.800.000 ofrendas de mandala.

Y ha llegado el momento perfecto para preguntarnos, si Gaton Lekpa y Tsongkhapa pudieron lograrlo con tantos obstáculos y dificultades…

¿Por qué no voy a poder yo?

 

4. ¿Para quién es el ngondro?

El ngondro está indicado para todas aquellas personas que se consideren budistas de la tradición majayana y que estén comprometidas con el sendero vajrayana. Sobre todo, es para las que quieran profundizar en su vida espiritual acumulando prácticas verticales, intensivas y transformadoras, es decir, decididas a alcanzar la iluminación para el beneficio de todos los seres. 

Se puede hacer como práctica diaria, como un retiro o combinando ambos; y cada opción tiene sus ventajas e inconvenientes. 

El ngondro está indicado para personas budistas:

Preparadas mental y emocionalmente Que se encuentren en un momento y lugar estables.

Comprometidas a largo plazo Antes de empezar, es muy útil haberse establecido en una práctica diaria que incluya meditación, recitación de mantras u oraciones, etc. Esta disciplina de aplicarnos sinceramente nos ayuda a trabajar cualidades como la paciencia, la determinación, la perseverancia y la fuerza de voluntad… valiosas en todos los aspectos de la vida.

Resueltas a entrenar la mente altruista El amor y la compasión que cultivamos a través de las acumulaciones de Refugio y Bodhichitta son fundamentales y transforman nuestro modo de relacionarnos con el mundo.

Que desean acumular mérito El mérito y las cualidades virtuosas que se van generando actúan como semillas que, finalmente, darán sus frutos en el camino hacia la iluminación. 

Que buscan purificar la mente Estos métodos poderosos nos ayudan a dejar hábitos negativos, así como faltas acumuladas en la mente, permitiéndonos experimentar una mayor sensación de claridad mental, paz interior y conexión espiritual. De esta manera, se superan los obstáculos del camino con mayor facilidad.

Que reconocen el valor de una base sólida El ngondro nos ayuda a establecer los fundamentos necesarios para profundizar en meditaciones y visualizaciones más avanzadas del budismo tibetano. 

Que quieren establecer una conexión con la tradición espiritual Nos conectamos con un linaje rico y antiguo de maestros y enseñanzas budistas que se remonta a siglos pasados, proporcionándonos inspiración, apoyo y bendiciones.

Que buscan la guía de un maestro Un maestro genuino y cualificado nos proporciona las instrucciones y el apoyo adecuados. Si no estamos dispuestos a recibir este apoyo o a seguir sus enseñanzas, puede no ser el momento apropiado.

Siempre y bajo cualquier circunstancia, es recomendable consultar al maestro antes de embarcarse en prácticas espirituales tan intensivas como estas, y mucho más aún para aquellas personas con problemas de salud no abordados ―tanto físicos como mentales―. De la misma manera que buscamos a un doctor cualificado para evaluarnos y aconsejarnos en situaciones médicas, antes de iniciar el ngondro, la orientación experta del maestro es la clave. Es él quien nos ayudará a conseguir una comprensión profunda del significado y del valor de las prácticas. Sin entenderlas, podrían volverse mecánicas.

***

En resumen, el momento oportuno para incorporar el ngondro en nuestro camino espiritual será cuando nos sintamos preparados mental, emocional y espiritualmente, y con un sincero compromiso. No hay un momento específico adecuado para todos, así que tenemos que confiar en nuestra propia sabiduría interior para tomar esta decisión.


 

5. Cómo afrontar dificultades y dudas

Pueden surgir algunos desafíos durante la práctica del ngondro. Aquí listamos los más frecuentes y la mejor forma de superarlos.

a. Desmotivación

A veces, la práctica resulta monótona, especialmente debido a la naturaleza repetitiva de la recitación de oraciones, mantras y postraciones. Sin ejecutarla con un sentido real de compromiso y comprensión, existe el riesgo de que se convierta en una rutina vacía y desalentadora.

¿Cómo superarla? 

•  Recuerda tu motivación inicial. 

•  Vuelve a repasar la teoría en la que se apoya cada preliminar.

•  Mantén en mente los beneficios espirituales a largo plazo.

•  Encuentra formas de mantener fresca tu práctica.

•  Al principio de cada sesión, establece intenciones claras y específicas sobre lo que esperas conseguir.

b. Distracciones

Hay todo tipo de posibles distracciones durante las sesiones de ngondro: la mente, la propia biología, las tareas de casa, las personas con quienes convives e incluso las mascotas, los vecinos… 

¿Cómo solucionarlo?

•  Encuentra un lugar tranquilo para realizar la sesión, un sitio libre de lo que te pueda desviar o desconcentrar.

• Ve al servicio antes de empezar.

•  Asegúrate de que tengas todo lo necesario para llevarla a cabo.

•  Pon tu móvil en modo ‘avión’.

•  Mantén la concentración en el objeto de meditación: en la visualización, en el mantra, en la oración e incluso en la respiración.

c. Falta de tiempo

Conseguir encontrar un momento en nuestro día a día para el ngondro no siempre será tarea fácil. Es más, el tiempo requerido para las distintas partes de la secuencia variará dependiendo de las reflexiones, meditaciones, oraciones y visualizaciones, además del número de acumulaciones marcado por tu maestro. Luego, también está la cuestión de la duración de las sesiones que hagas. En general, se necesitarán varios meses o incluso años para completar todos los preliminares requeridos.

¿Dónde encontrar tiempo?

•  Prioriza la práctica ante otras tareas.

•  Establece una rutina, dedicando un(os) horario(s) específico(s) cada día.

•  Haz pequeños ajustes en tu agenda; incluso unos minutos cada día marcarán la diferencia. Por ejemplo, levántate más temprano para extender tu sesión habitual o utiliza parte del tiempo de tus descansos (el almuerzo, la hora de comer, etc.) para una minisesión.

•  Reserva unos días durante el año para retirarte y dedicarte a hacer la práctica de forma intensiva.

d. Dudas sobre la eficacia

 A veces nos cuestionamos si el ngondro está teniendo algún impacto. 

¿Qué tener en mente?

•  Recuerda que es un proceso gradual. Confía en ello sabiendo que los resultados no serán inmediatos.

•  Mantén la fe en la eficacia de las enseñanzas.

•  Sigue las instrucciones al pie de la letra. Estas garantizan su realización de forma adecuada y efectiva.

•  Cultiva la devoción hacia los maestros y las deidades. Esto te ayudará a conectar más profundamente con la práctica y a abrirte a sus beneficios.

•  Busca la orientación de tu maestro iniciador, él te ofrecerá consejos valiosos y te aclarará cualquier aspecto que no entiendas.

e. Resistencia emocional

También pueden aparecer emociones difíciles o desafiantes relacionadas con nuestra práctica. 

¿Cómo abordarlas?

•  Permítete sentirlas sin juzgarlas.

•  Utiliza el ngondro como una herramienta para trabajar con ellas.

•  Deja que la purificación y la acumulación de mérito te ayuden a transformar estas emociones en compasión.

•  Después de cada sesión o de cada semana, tómate un tiempo para reflexionar sobre la práctica. Esto te ayudará a profundizar en su comprensión y a integrar sus enseñanzas fuera del cojín.

f. Comparación con otros

Cada persona tiene su propio ritmo y su camino espiritual único. Cuando nos comparamos con los demás, corremos el gran riesgo de desanimarnos o enorgullecernos. Hay peligro de que desarrollemos un “ego espiritual” al ir avanzando o al completar el ngondro, enfocándonos más en el número de acumulaciones llevadas a cabo que en el crecimiento real de la compasión y la sabiduría.

Recomendaciones:

•  Evita compararte con los demás y sus progresos en el ngondro.

•  Enfócate en tu propia práctica.

•  Pon énfasis en la calidad, no en la cantidad.

g. Fatiga física y problemas de salud

Aunque, en general, el ngondro es beneficioso para la salud mental y espiritual, algunas personas podrían experimentar fatiga, desafíos físicos o emocionales debido a su intensidad.

¿Cómo prevenirlo?

•  Asegúrate de cuidar tu cuerpo adecuadamente con descanso, ejercicio, estiramientos y una dieta saludable.

•  Encuentra el camino del medio: practica con moderación.

•  Pide orientación a tu maestro y a un médico u otro especialista de salud.


 

6. ¿Cuánto tiempo necesito para terminar las acumulaciones?

Para nosotros, los occidentales, parece ser necesario saberlo todo antes de empezar: cuánto tiempo necesito, cuándo lo podré terminar, etc., etc. Sin embargo, como ya hemos dicho anteriormente, hay maestros que emplean toda su vida en ello. 

En una oportunidad escuché decir a S. Em. Mindrolling Yetsun Khandro Rinpoche, “si estás contando las postraciones en lugar de concentrarte en la visualización y en lo que es realmente importante, estás simplemente haciendo ejercicios y, en ese caso, es mejor que vayas a hacerlos al gimnasio”. 

Por lo tanto, nuestro enfoque debería estar en la calidad, en vez de obsesionarnos con terminar en tal fecha. 
 

7. La vida después del ngondro

El camino espiritual es único para cada individuo, y la elección de cómo proceder después de completar el ngondro dependerá de las necesidades y aspiraciones personales de cada uno. Pero, en general, los practicantes continúan avanzando en el sendero a través de otras enseñanzas y técnicas dentro del budismo tibetano.

Algunas posibilidades incluyen:

•  Estudio y reflexión sobre textos y enseñanzas avanzadas.

•  Servicio y compromiso comunitario, dedicando tiempo a actividades altruistas como el trabajo social o el voluntariado, también la enseñanza.

•  Apoyo de un maestro cualificado. Su orientación asegurará nuestro crecimiento continuo y nos ayudará a abordar cualquier desafío que surja.

•  Prácticas avanzadas dentro de su linaje particular.

•  Retiros intensivos bajo la guía experta de un maestro.

 

8. ¿Te animas a emprenderlo?

Si es así, ya sabes que lo primero que vas a necesitar es un maestro cualificado, mucha valentía y un firme deseo de lograr la iluminación para el beneficio de todos los seres ―sí, incluido tú―. Tampoco te vendría mal mantener en mente que “si ellos pudieron, ¿por qué no voy a poder yo?”. Y, finalmente, y con un poco más de valentía y muy a largo plazo, cultivar la aspiración de “quién sabe si quizás lo pueda repetir un par de veces”. 

***

Cualquier mérito que hayamos podido acumular todas las personas que hemos participado en este artículo y hemos sido muchas sea para el beneficio de todos los seres.

 


 

Te invitamos este mes de junio 2024 a aprovechar un nuevo ciclo extraordinario de iniciaciones y enseñanzas presenciales sobre Avalokiteshvara el Buddha de la Compasión y el ngondro impartidos por S. S. el 42.º Sakya Trizin, Ratna Vajra y Khenpo Rinchen Gyaltsen en el Centro Budista Sakya (Alicante).

Toda la información la encontrarás en el siguiente enlace:

El Buddha de la Compasión: Iniciación y Retiro

 


 

Reflexión

Y tú, ¿eres lo suficientemente valiente como para emprender los preliminares?

¡Cuéntanoslo en los comentarios!

 


 

Recursos de interés

Khenpo Rinchen Gyaltsen. “¿Qué es el Ngondro? Prácticas preliminares del budismo”. 2 de febrero de 2019. 11:56.

Khyentse, Dzongsar Jamyang. 2014. No para ser feliz. Una guía para las llamadas prácticas preliminares. Novelda (Alicante): Ediciones Dharma.

S. Gongma Trichen Rinpoché. “Ngondro. Prácticas preliminares”. Paramita. 11 de febrero de 2021. 4:45. 

S. Gongma Trichen Rinpoché. 2014. Preliminary Practices and Their Importance. Sakya Thupten Dargye Ling, Minnesota Sakya Center (USA): The Sakya Tradition.

S. el 42.º Sakya Trizin Ratna Vajra. “Ngondro, prácticas preliminares”. 22 de junio de 2019. 1:42.

 


 

Ngawang Kunga Dolkar

Ngawang Kunga Dolkar

Monja residente del Centro Budista Sakya, donde alterna sus estudios y práctica con la traducción de textos y el servicio a la comunidad Paramita.
Kunga Rojo

Ven. Ngawang Kunga Dolkar

Monja residente del Centro Budista Sakya donde alterna sus estudios y práctica con la traducción de textos y el servicio a la comunidad Paramita.

25 comentarios

  1. ¡Muchas gracias Ven. Kunga! 🙏🏽
    Este artículo será de mucha ayuda cuando pueda practicarlo ☸️🫂♥️

  2. Muchas gracias ven. Kunga
    Cuando empecé con el Emi 1 me surgió la pregunta de si supondría una introducción a los Preliminares…aunque luego me di cuenta de que no

  3. Muchas gracias Venerable Kunga y muchas gracias también para todas las personas que participaron en el artículo!!!
    Que nos ayude a tener un objetivo claro y sea de beneficio para todos los seres!!!
    Un súper Mega Dharma-abrazo!!!
    🙏🙏🙏💖💖💖💎💎💎

  4. Muchas gracias, venerable Kunga, es de gran utilidad, me ha resultado muy interesante. Un abrazo 🤗

  5. Ven. Ngawang Kunga Dolkar, muchas gracias por tu ayuda y servicio para que podamos apreciar la importancia del camino 🫂

  6. Venerable Kunga muy agradecida, por esta enseñanza! Saludos afectuosos desde Uruguay

  7. Desde Bolivia, muchas gracias!!! Espero, con entusiasmo, la oportunidad de Ngondro en linea.

  8. Querida Ven. Kunga, desde Argentina te digo que me incluyas en la lista para esta práctica. El Dharma nos transforma en versiones mejoradas
    Todo lo que el Ven. Kempo nos ofrezca es lo que sabemos que es bueno, solo tengo palabras de agradecimiento.
    Un cálido abrazo en el Dharma, eres maravillosa 💕

  9. Muchas gracias @Martaduro por tu comentario. Un super maga Dharma-abrazo

  10. Muchas gracias, Ven. Kunga, por compartir su conocimiento con nosotros. Un gran abrazo.

  11. Gracias por tan importante artículo 🙂 quería saber si para practicar los preliminares, es necesario internarse en el centro o si es posible hacerlo desde casa. Yo estoy en Lima, Perú, y por el momento me es difícil ir hasta Pedreguer, aunque lo tengo dentro de mis planes a unos años, que mis hijitas estén más grandes. Es posible practicarlo desde acá? o debo esperar que mi mérito me lleve al centro y tener cerca a nuestro Maestro. Gracias infinitas por todo y su respuesta. Un abrazo.

  12. Muchas gracias Ven. Kunga! Que se me había ido la “h” en Kunga 😁. 🙏🏼

  13. Hola Silvia. Muchas gracias por tu comentario. Son 2 enseñanzas y prácticas distintas, pero sin duda, todo lo aprendido en EMI son servirá como base para las practicas futuras. Recibe un super mega Dharma-abrazo

  14. Muchísimas gracias por tu comentario María Georgina. Un super mega Dharma-abrazo

  15. Muchísimas gracias por tu comentario Carmen. Un super mega Dharma-abrazo

  16. Fantástico e inspirador artículo . Millones de gracias venerable kunga 🙏🙏🥰🥰

Deja una respuesta